martes, 19 de agosto de 2014

Río Esla en agosto II


De nuevo una jornada en el Esla, no solemos repetir río dos días de pesca seguidos pero bueno, tocaba la revancha con algún que otro ejemplar que al final no se consiguió.

Sin comenzar pronto la jornada empezamos a pescar a ninfa con un ambiente todavía fresco, el caudal no era malo pero el agua baja fría aún. La verdad que desde el principio se dio bastante bien, aunque solo pudimos llevar a la mano truchas pequeñas a pesar de revolcar varias de buena talla, en realidad, se revolcaron muchas truchas y alguna buena, pero no terminaban de comer bien las ninfas.



Después de comer quisimos darle otra oportunidad a la ninfa en esas corrientes tan buenas, aguas con fuerza pero que aún así albergan truchas dispuestas a comer y que no desaprovechan la inercia de la corriente para usarla en su favor. La verdad que se mostraron bastante activas durante un periodo largo de la tarde donde conseguimos sacar varias y revolcar otras tantas, sí que es verdad que de tamaños algo mayores.




Una de las que salió tenía lo que parecía una malformación en los opérculos ya que en ambos lados presentaba el mismo aspecto, dejando completamente al descubierto las agallas.



Con la tarde ya avanzada decidimos merendar algo e intentar probar a seca en una de las grandes tablas. La actividad algo menor que el último día, pese a que hacía mejor tiempo, sin embargo tuvimos oportunidades arriba. Muy selectivas, tanto que no se ve ni lo que comen, además de obligarte a pescar muy en largo por lo que lo único que pudimos hacer es revolcar alguna y sacar una pequeña. Finalmente, el frío Esla nos hizo salir del río con los huesos helados si bien es cierto que nos dejó disfrutar un buen rato de pesca en superficie.

4 comentarios:

  1. Felicidades por la jornada, con lo duras que están en verano tiene merito sacar y revolcar tanta trucha aunque sean justas de tamaño, y si luego dejan un rato a seca pues mejor que mejor. Lo dicho, Felicidades y un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias José Antonio, la verdad que daba mucha rabia, no comían bien la ninfa pero bueno estuvo bastante bien, luego a seca se rieron un poco bastante de nosotros las jodías jaja

      Saludos!

      Eliminar
  2. No hay queja cuando al final la jornada deja deleitarse con algunas pintonas tan bellas. Aunque la de la malformación es muy curiosa.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad que no, ya sabes que lo importante es pasar el día en el río con los amigos, si al final consigues más o menos peces mejor, pero es secundario,

      un saludo Josiño!

      Eliminar